ENTREGA LA SEDIS

Carné para más de 30 mil personas con discapacidad a nivel nacional.
Más de 12 mil sillas de ruedas, bastones, muletas, colchones y cojines anti escara han sido entregados.

Un total de 30,945 personas con discapacidad recibieron el carnet de identificación el cual está certificado por la Secretaría de Desarrollo e Inclusión Social (Sedis), que dirige el ministro Reinaldo Sánchez.

La entrega del documento tiene la finalidad de procurar que los discapacitados reciban los beneficios que corresponden en base a la Ley de Equidad para el Desarrollo Integral de las Personas con Discapacidad.

El carné otorga diferentes beneficios a los afiliados, entre ellos ser integrados al sistema de protección de la Ley de Equidad, recibir descuentos de 20, 25 y 50 por ciento y aplicar al bono Vida Mejor que otorga el Gobierno del Presidente Juan Orlando Hernández, entre otros.

La emisión del documento se hace a través de la Dirección de Discapacidad, desde donde han sido tramitados, durante el gobierno del presidente Hernández, un total de 28,980 carné, los que se suman a los 1,965 entregados en el presente año.

La Sedis como institución rectora de la inclusión social ejecuta programas y proporciona asistencias en beneficio de los grupos más vulnerables, en ese sentido, en lo que va del presente año, en el marco del Programa Honduras para Todos se han entregado 430 ayudas técnicas de equipos e instrumentos como sillas de ruedas, bastones de apoyo, bastones blancos, muletas, colchones y cojines anti escara y desde 2016 hasta la fecha el número de personas discapacitadas beneficiadas con equipo asciende a unas 12,320.

Los requisitos para recibir el carnet son sencillos, si la discapacidad es visible basta con presentarse en las oficinas del Patronato Nacional de la Infancia (PANI) en la avenida la Paz de Tegucigalpa, para ser evaluado y poder comprobarse la discapacidad, llevar una copia de la tarjeta de identidad.

Si se trata de un menor de edad se debe agregar una copia de la identidad del padre o tutor. Si la discapacidad no es visible como las personas sordas se deben presentar un examen o constancia médica, luego se llena una ficha de identificación o diagnóstico para el registro y se le toma la fotografía para entregarle el carné.

Con la identificación en mano, los beneficios los discapacitados pueden exigir sus derechos, entre ellos el descuento de un 25 por ciento en transporte urbano e interurbano y en servicios médicos como consultas médicas especializadas, exámenes clínicos, radiología, odontología, oftalmología y todo servicio de análisis computarizado, y equipos como prótesis.

Asimismo un descuento del 30 por ciento en servicios aéreos y marítimos de rutas nacionales, así como un 50 por ciento en tarifas de espectáculos públicos como: cines, estadios, teatros entre otros.

También existe un descuento del 20 por ciento en servicios de odontología, compra de medicamentos farmacéuticos con prescripción médica, consultas con médicos generales, servicios de intervención quirúrgica, servicios ofrecidos en hospitales y clínicas privadas y en hoteles sin importar la categoría del mismo, consumo individual en restaurantes según la clasificación establecida por el Instituto Hondureño de Turismo y en la compra de instrumentos musicales.