Skip to main content

Doña Gladys Guerra al recibir vivienda de parte del presidente Hernández

Doña Gladys Guerra al recibir vivienda de parte del presidente Hernández

"No teníamos piso de cemento ni letrina, pero hoy nuestra casa es de bloque y tiene un lindo diseño”

 

 - El gobernante entrega 11 viviendas y otros 210 beneficios de Vida Mejor para igual número de familias en Iriona (Colón).

- “Tengo una casa nueva y le agradezco a Dios, al presidente Hernández, por ayudarme a tener una casa digna", dice doña Jesús Castro.

- "Me siento contenta de contar con mi casa, saber que es nuestra y de nuestros hijos”, expresa Karla Vanessa Sánchez.

- “Para eso está el dinero del pueblo hondureño, para hacer justicia social con los que más necesitan", expresa el mandatario.

- “Vida Mejor viene más fuerte y se deben construir 6.000 nuevas viviendas en los próximos 15 meses”, anuncia Hernández.

El Castillo (Iriona, Colón). La casa de doña Jesús Castro ya estaba muy deteriorada: tenía el techo en mal estado, era de piso de tierra y la madera no soportaba mucho tiempo más, pero todo eso cambió hoy cuando recibió las llaves de su nueva vivienda entregada por el presidente Juan Orlando Hernández en la aldea El Castillo del municipio de Iriona (Colón).

Hernández entregó un total de 11 viviendas y 210 beneficios del programa presidencial Vida Mejor, entre letrinas, pisos de cemento y techos a igual número de beneficiarios de la aldea El Castillo, entre ellos doña Jesús, más conocida como doña Chunga.

"Allí está mi casa viejita; las tablas ya eran viejas, el techo tenía muchas goteras y el piso no era de cemento. Hoy tengo una casa nueva y le agradezco a Dios, al presidente Hernández y al alcalde, Wilmer Guzmán, por ayudarme a tener una casa digna", dijo Castro.

También doña Gladys Guerra, una persona con capacidad especial auditiva, se mostró agradecida "con Dios y el presidente Hernández porque vivimos en casa de un amigo por muchos años, pero hoy ya tenemos nuestra propia casa".

Guerra, madre de dos hijos, recordó que donde vivían "el techo era de teja y se mojaba, no teníamos piso de cemento ni letrina, pero hoy nuestra casa es de bloque y tiene un lindo diseño; agradecemos a los que lo hicieron realidad".

"Me siento contenta de contar con mi casa, saber que es nuestra y de nuestros hijos, después de vivir por mucho tiempo con un amigo", dijo Karla Vanessa Sánchez, también beneficiaria de una vivienda.

El sueño hecho realidad

El presidente Hernández dijo estar "alegre por esas 10 familias que tienen una nueva casa. Y para mí es un sueño hecho realidad ver que ahora los humildes tienen acceso a una vivienda".

"Estoy contento porque en Lempira ha habido gente muy humilde y no tenían acceso a pisos de cemento, ni a letrinas, pilas o viviendas, y venir aquí y ver que muchos han recibido esos beneficios de Vida Mejor es algo que reconforta", manifestó Hernández.

"Doña Chunga o doña Jesús ya no tenía para dónde hacerse con su casa; no podía ampliarla y la madera ya estaba vieja, pero para eso está el dinero del pueblo hondureño, para hacer justicia social con los que más necesitan", expresó el mandatario.

Vida Mejor más fuerte

El titular del Ejecutivo reafirmó su compromiso para seguir fortaleciendo el programa Vida Mejor en todo Honduras.

"Ahora vengo a Iriona a decirle a Honduras que Vida Mejor viene más fuerte y se deben construir 6.000 nuevas viviendas en los próximos 15 meses, porque aquí no sólo van a ser estas 10 casas, vienen más", indicó el gobernante.

Dijo que "la próxima vez que venga a Iriona ya debe estar resuelto el tema de la energía eléctrica aquí, porque ha sido uno de los pueblos más olvidados de Honduras; nos atrasó el traspaso de la Enee a la junta interventora, pero al volver ya deben estar todos los materiales aquí, que en este momento están en La Ceiba".

También recordó que "me faltan 14 meses en mi periodo pero voy a tratar de resolver en ese tiempo la mayor cantidad de problemas que tienen, por ser muy emblemáticos aquí al haber sido olvidados por muchos años".

Hernández también aconsejó a los pobladores: "Cuídense mucho con las medidas de bioseguridad, vaya al médico al primer síntoma, lávese constantemente las manos con agua y jabón y evite las aglomeraciones, porque, aunque esta comunidad es alejada, se debe mantener mucho el cuidado para no complicarse con esta enfermedad".

Los hechos

Hernández subrayó que a él le gusta hablar con hechos concretos, antes que con palabras.

"A mí me gustan los hechos y no palabras, y quiero que Iriona sea un ejemplo de unidad y de trabajo. Esta región tiene mucho potencial y debe sacarse el mayor provecho", dijo.

"Tenemos que seguir trabajando fuerte, ahora en medio de la pandemia, cuidándonos todos para seguir avanzando y levantarnos para salir adelante", finalizó.

categoria
back to top